Cargando...
09
01
2018

¿Ser atleta o ser alumno?

Cuando entramos a casi cualquier box de CrossFit, podemos ver en general dos tipos de personas entrenando: el alumno y el atleta ¿Qué los diferencia? Pese a que los dos están en constante aprendizaje, hay varios factores que los hace distintos.

Metas

Comencemos por las metas de cada uno. La meta del alumno por lo general varía de uno a otro, pero la más común es mejorar la composición corporal, para al fin y al cabo verse mejor y/o buscar una mejor salud. Por otro lado, la meta del atleta casi siempre es ganar alguna competencia en específico, busca necesariamente mejorar y dedica gran parte del día a ello. El atleta, a diferencia del alumno, tiene una meta más tangible y a corto plazo.

Alimentación

Un alumno promedio, no se enfoca mucho en la alimentación y qué comer, a qué hora comer, cuánto comer, etc. Si bien, pueden seguir una pauta de nutrición, generalmente ésta busca el objetivo anterior: estética. No le importa salirse los fines de semana de la dieta, su mundo no gira en torno a eso, simplemente suele cumplir con no pasar hambre. Sin embargo, el atleta si o si debe preocuparse de aquello que le mete a su cuerpo, con el fin de mejorar su rendimiento, aumentar masa muscular, etc. Debe ser muy cuidadoso al ingerir siempre alimentos de buena calidad nutricional, de equilibrar carbohidratos, proteínas y grasas saludables. El atleta incluso puede llegar a tener que pesar su comida, respetar muy bien sus horarios y preocuparse de la forma o método que ocupa para cocinar (evitando frituras, por ejemplo).

Tiempo

El alumno suele sufrir por este punto, ya que no suele tener mucho tiempo para dedicarlo al ejercicio. Principalmente por temas de trabajo o de familia, entonces sólo pueden dedicar a lo más 1 o 2 horas (no seguidas) al entrenamiento y la actividad física. El atleta, por su parte, entrena de dos a tres veces al día, sin excusas ni lamentos, dedicando prácticamente todo su día, semana, mes y año al entrenamiento.

Dedicación

El atleta debe si o si tener disciplina y ser dedicado a su entrenamiento y alimentación, cumpliendo con cada sesión que le toca, independiente si le guste o no lo que deba entrenar, o si es divertido o no. Además muchas veces debe privarse de ciertas cosas, como ciertos alimentos, eventos sociales, vacaciones, etc. Pese a que el alumno también necesita disciplina y dedicación para cumplir con cualquiera sea su objetivo, éste no necesita ser tan estricto y tiene más libertades.

¿Es el atleta mejor que el alumno? Muchas veces se cree que ser atleta es mejor o el fin único, pero no es así. Son dos formas muy distintas de enfrentar el entrenamiento diario. Un alumno puede ser atleta y un atleta puede ser alumno, ya que a fin de cuentas, ambos tienen objetivo en común: ser siempre un poco mejor que ayer y no quedarte nunca dentro de tu zona de confort.

 

Escrito por Giovanni Valle, Coach Acción CrossFit La Florida.

 

Palabras clave
Comentario
1
Ariel

Muy buen post…
Cómo explicarle esto a mis colegas del trabajo que piensan que estoy enfermo por llevar un “saco” de comida al trabajo y comer sagradamente a la misma hora todos los días…
He ahí, la importancia de la empatía y respeto al prójimo…

Saludos Gio..

Deja una respuesta

Acción Crossfit 2016.

Condell 1200, Providencia / Walker Martínez 1268, La Florida